Romeo debutó con 23 días de vida.

Mi hijo debutó con 23 días, recién nacido nos dimos cuenta porque le salió un quiste infectado detrás de la oreja y al llevarlo al hospital lo ingresaron para ponerle antibiótico en vena, entonces le hicieron una analítica para comprobar que no le había pasado la infección a la sangre y la sorpresa llegó cuando vieron la glucosa a 415, el equipo médico se asombro porque era el segundo caso en muchos años.
Empezó con insulina en gotero pero era difícil controlarlo después le pusieron levemil, empezamos por 0,5 mañana y tarde y fue aumentando hasta que las pruebas genéticas ya estando en casa llegaron y decían que clase de diabetes era y que tenia un 50% de posibilidades que desapareciera pero para ello era mejor pastillas al ser tan pequeño la doctora me mandó que le hicieran una fórmula magistral de glibencamida empezariamos con 3,6 mañana y tarde y con las hipos le ibamos quitando insulina hasta desaparecer seguíamos con las hipos y en dos semanas le bajamos el jarabe a 0,6 mañana y tarde hace unos días estaba llegando de noche cerca del límite bajo y la endocrina decidió retirar el jarabe de la noche. Hoy lleva su tercera noche sin necesitarlo aún nos queda la mañana que parece que empieza a bajar, si tenemos suerte podríamos dejar de necesitarlo,crucemos los dedos.

Desde aquí quiero dar las gracias a la Doctora Ana Ariza y a todo el equipo médico. Anabelen Mamá de Romeo.

Esta entrada fue publicada en Mi debut. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.