Rosa MAMÁ

Llevo muchas noches sin dormir pensado en si nuestro bebé tendrá mis ojos o los de su padre, ya que es lo único que todavía no nos ha dejado ver en las ecografías. Aún así, estaré contenta tengan el color que tengan.

Siempre he sido Rosa, DIABÉTICA, economista, alegre y todo lo que viene después. El día que esos ojos me miren por primera vez pasaré a ser Rosa, MAMÁ, diabética, economista, alegre y todo que viene después, que seguirá viniendo igual. Ser mamá va a ser fantástico, ser mamá diabética va a ser excepcional. Porque alcanzar un sueño es el resultado deseado después de un simple ejercicio de voluntad, esfuerzo, autosuperación e ilusión, dónde limitaciones, miedos y temores no tienen cabida, y esto es para todos iguales, DIABÉTICOS o no. Voy a cumplir mi sueño, SER MAMÁ DIABÉTICA.

Rosa Vidal Cataluña, 2013

Esta entrada fue publicada en Glicorrelatos. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *